El anillo de Poncio Pilato aparece casi 2.000 años después de su muerte

0
516

En los registros bíblicos, Poncio Pilato ocupa un papel determinante en la crucifixión de Jesús.

Se lavó las manos y finalmente su actitud sentenció el final del hijo de José.

Casi 2.000 años después de la muerte del quinto prefecto de la provincia romana de Judea apareció un anillo de bronce que le habría pertenecido.

El hallazgo lo realizaron investigadores israelíes.

La pieza había sido descubierta junto con otras miles en 1968, durante una excavación en Herodión, la fortaleza construida por el rey Herodes el Grande entre los años 23 y 20 a. C., en lo que hoy es Cisjordania. Sin embargo, durante todo este tiempo se desconoció su origen.

Recientemente, un equipo liderado por el dr. Roee Porath, de la Universidad Hebrea de Jerusalén, realizó un tratamiento de limpieza sobre el anillo que permitió descifrar la inscripción que tiene grabada: «Pilatos», en griego. Por sus características, los investigadores no tienen dudas de que se refiere al prefecto.

Deja un comentario