El presidente debe permitirle a los costarricenses trabajar

0
1045
Fotografía tomada de Wikipedia

En el marco del COVID-19 y las fuertes repercusiones que en tendrá Costa Rica, la Fracción Unidad decidió intervenir y presentar la primera “Ley especial de salvamento de empresas ante la declaración de pandemias”. Esto con el objetivo de mitigar las consecuencias del virus en los sectores más afectados del país centroamericano.

“El presidente debe convocar los proyectos que desde el PUSC hemos presentado para permitirle a los costarricenses trabajar”, acotó Pedro Muñoz, diputado de Fracción Unidad Social Cristiana.

Esta iniciativa, busca postergar el pago del Impuesto del Valor Agregado (IVA), ajustar el pago de aporte patronal, adecuar las deudas con bancos del Estado, y establecer un mes para que el Gobierno de la República redacte el reglamento necesario para la vigencia de esta nueva ley.

Un respiro para los sectores

Esta ley brinda buenas noticias para las microempresas y pequeñas empresas, estas podrán postergar el pago del IVA por un máximo de tres meses. Siempre que estén inscritas a sus respectivos ministerios y que demuestren una reducción en sus ventas mensuales de al menos un 20% con relación al mismo mes del año anterior.

Por otro lado, autoriza a la Junta Directiva de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) a establecer temporalmente el pago del aporte patronal con base en el pago presuntivo que indique el patrono, durante el periodo de vigencia de esta ley. Mientras se demuestre que mantendrá o aumentará la cantidad de trabajadores en la planilla.

 Además, solicita a los bancos comerciales del Estado reducir las tasas de interés, capitalización de intereses o ampliación de plazos de la operación de crédito.

Anuncios

Deja un comentario